Cómo reparar piso laminado

Cómo reparar suelo laminado

A pesar de que los suelos sintéticos laminados son muy resistentes al paso del tiempo y a las adversidades que se dan en una vivienda en el día a día (desgaste por abrasión, rayones, golpes, humedad, etc), puede que finalmente no haya resistido y tenga desperfectos que la garantía no cubre.

Ahora bien, ¿se puede reparar el suelo laminado?. La respuesta es SI, pero no de la misma forma que se hace en los que son de madera en su superficie (lijar y barnizar).

Vamos a ver los casos más frecuentes que se dan, aunque podemos afirmar que la solución del 99% de los problemas que se detectan recaen en alguno de los siguientes apartados.

 

Pasos para reparar el suelo

  1. Limpia bien la superficie dañada, si ha pasado tiempo desde que se ocasionó el daño, seguramente haya zonas negras ocasionadas por la acumulación de polvo.
  2. Elige el color de cera que más se aproxime al tono del suelo laminado. Tienes que mezclar 3 ceras, de más claro a oscuro, para conseguir un resultado excelente.
  3. Con el fundidor eléctrico derrite un poco de cada cera y aplícala sobre la grieta hasta que rebose.
  4. Con una lija de grano muy fino (suele venir en el kit) elimina el sobrante
  5. Repite el proceso aplicando cera con el color específico de la veta en las zonas donde sea necesario para igualarlo con el resto del laminado.
  6. A tener en cuenta
    Si tu caso concreto es simplemente un rayón sin profundidad, aplicar la cera directamente puede que no solucione el problema ya que al lijar te llevarás todo el producto al ser superficial.Algunos profesionales en este caso, y si la zona es pequeña, suelen hacer el rayado un poco más profundo para que la cera penetre y el resultado sea bueno. La última solución es dejarlo como está o cambiar la tablilla.

Reparar suelo laminado hinchado o levantado

El segundo problema que se suele presentar es que el suelo se levante en forma de uve por la presión de las lamas o que se hinchen, provocando que alguna lama sobresalga respecto del resto.

Lo primero de todo es detectar el problema o los problemas y ver las alternativas que tenemos para reparar suelos laminados:

Posibles causas del suelo hinchado

  • Suelo no hidrófugo: el suelo laminado que has comprado no tiene protección contra el agua, por descuido has derramado un cubo de agua o has tenido una fuga y se ha filtrado en las juntas de las lamas.

    Ten en cuenta que los laminados en su base están compuestos de aglomerado DM, que absorve rápidamente el agua produciendo el hinchado de las lamas. Sin la protección que hablamos esás perdido.

  • Estancia muy húmeda: relacionada con el punto anterior, suelo no protegido instalado en zonas muy húmedas como son los baños o las cocinas.

Soluciones:
La solución más barata para reparar suelo laminado es desmontar la zona afectada, esperar a que sequen las lamas con algo pesado encima, por si se han deformado, y volverlo a montar. Si las lamas han quedado defectuosas no te quedará más remedio que sustituirlas por unas nuevas.

Scroll to top